Menú Principal

Login

Nombre:

Contraseña:

Recordar



¿Recuperar la contraseña?

Regístrese
Comentarios : CRISTO PANTOCRATOR DE TAULL
Enviado por ndellasala el 8/2/2010 15:50:00 (21358 Lecturas)
Comentarios

Open in new window


CRISTO PANTOCRATOR DE TAULL. 1123
Anónimo
Museo de Arte de Cataluña, Barcelona.
Estilo: Románico
Pintura mural al fresco.


[size=medium]Este magnifico Cristo en majestad, de reminiscencia bizantina fue pintado en el año 1123 en la bóveda de la iglesia de San Clemente de Taüll, en los Pirineos españoles y trasladado al museo a partir del año 1920 para su mejor conservación.

Ejemplo de “pintura monumental”, en el sentido de que es concebida para dar realce al edificio y por lo tanto se integra a la arquitectura y sigue las reglas del espacio geométrico que ocupa. Esta es una característica de la pintura románica.

Técnica: Los colores son planos y muy vivaces aunque de gama reducida, están separados por líneas gruesas que delimitan el dibujo. Composición simétrica y ausencia de perspectiva. La técnica utilizada es el fresco.
Para pintar un mural al fresco, primero había que preparar el muro con varias capas de argamasa que se cubrían con una capa de yesos fina para obtener una superficie lisa y blanca. Luego se añadía una capa de cal húmeda y estando aún fresca se aplicaban los colores; al secarse la cal, los pigmentos de color quedaban químicamente integrados en la propia pared, por lo que su durabilidad estaba garantizada. La dificultad era que los artistas debían trabajar con rapidez y precisión para evitar que la cal se secase antes de terminar la obra.

Simbología:
Cristo: aparece sentado en el arco del cielo dentro de un cerco oval o mandorla mística, símbolo de gloria y majestad. Sus pies descansan sobre una semiesfera con motivos vegetales que representa la tierra. Con la mano derecha bendice al espectador y en la izquierda lleva el "Libro de la Vida y la Sabiduría", en el que se lee "Ego sum lux mundi" (Soy la luz del mundo). Dentro del óvalo divino, a cada lado de Cristo, aparecen las letras griegas alpha y omega, que demuestran que Dios el principio y fin de todas las cosas.

Pantocrátor: El atributo pantocrátor (del griego panto-krator= todopoderoso) se aplicaba a Zeus en la mitología griega. En la cultura cristiana se utiliza para referirse a Dios omnipotente.
El Cristo Pantocrátor fue ampliamente reproducido en el arte románico, respetando siempre la iconografía, es decir siempre se representaba de la misma forma, en actitud majestuosa con la mano diestra impartiendo la bendición y con la izquierda sosteniendo las sagradas escrituras y cercado por la mandarla almendrada.
Dos son los lugares para exhibir el Pantocrátor: esculpido en piedra en los tímpanos de las puertas de las iglesias o pintado en los ábsides de las bóvedas, como en el presente caso.

Tetramorfo: Rodeando a Cristo aparecen cuatro ángeles que portan los símbolos del Tetramorfo (del griego tetra – morfe = cuatro formas). Es una composición iconográfica que servía para identificar a los cuatro evangelistas. El hombre alado o ángel se asocia a san Mateo, el león a san Marcos, el toro con san Lucas y el águila con san Juan.
El Tetramorfo se remonta al Antiguo Testamento, el profeta Ezequiel describió en una de sus visiones a cuatro criaturas que se corresponden con este símbolo; y asimismo una visión similar aparece en el Apocalipsis de san Juan, en el cual se describe a cuatro ángeles zoomorfos junto a Cristo.
El ángel y el águila se disponen en la parte superior y el león y el toro abajo, manera habitual de representarlos. Tanto el Pantocrátor como el Tetramorfo son constantes en la pintura y en la escultura del arte cristiano medieval.

Otras figuras: Cierran la composición dos ángeles con tres pares de alas repletas de ojos, ubicados a los lados del toro y del león (únicamente se ven unas alas en la imagen), de difícil interpretación. En el fondo aparecen de izquierda a derecha las figuras de santo Tomás, san Bartolomé, la Virgen María , san Juan, san Jaime y san Felipe.

Iglesia de San Clemente de Taüll: fue construida en el corazón de los Pirineos españoles, está compuesta de tres naves a una misma altura. La ausencia de ventanas resulta típica del románico, únicamente la torre desproporcionada en altura luce ligera gracias a las aberturas de los arcos. Declarada patrimonio de la humanidad por la UNESCO


Open in new window

Archivo adjunto: meister_aus_tahull_001[1].jpg 
Versión imprimible Enviar a un amigo Crea un documento PDF con la noticia